Esther Llull's

oh, dios mío, esto de la prudencia en el Tesoro, esto tiene que ser lo más conservador de la sociedad, ya podían haber hecho algo más creativo con el dinero, emitir lo que sea (creo que en Grecia se emitieron papeles) pero aquí sólo se despide o se contrata por debajo del salario mínimo, y encima se nos dice que se ahorra, yo no sé quién está ahorrando, por favor, ni Aristóteles habló de que la prudencia siempre fuese el medio, ¿el medio de qué?, él tenía muy claro que de que había una línea donde el medio ya no cabía posible, porque era la línea del castigo y la punición, estamos hablando de crisis, en las crisis no caben medios ni virtudes, las respuestas tienen que ser extremas, y extremo el conservadurismo que siempre hemos visto en nuestras instituciones, mal que nos pese y nos pesará.

Publicado por: Esther Llull’s | 09/01/13 en 10:49
Los bienes y servicios producidos por el sector público son perfectamente tangibles y sí que pagamos por ellos, via impuestos o cotizaciones, el sector público en España, siempre ha tenido mala prensa,pero es menor que los sectores públicos de otros paises que tenemos como referente. Y en ocasiones nos sorprendemos, por que nos cuesta comparativamente mucho menos que en otros paises. Incluso globalmente, menos que en naciones en las que los servicios prestan principalmente por el sector privado. Solo valoramos los servicios públicos cuando los perdemos. Y por supuesto que engrosan o disminuyen el PIB.
Además el gasto público en España esta 5 puntos por debajo de la media europea, medido como porcentaje del PIB. (Eurostat 2010) , el problema del déficit público en España es de ingresos no de gasto.
En cuanto al efecto multiplicador de la inversión pública, hay quien dice que sus efectos no son tan poderosos como algunos piensan, pero lo que no se puede negar es su efecto desmultiplicador. Cada euro de gasto público que se retira del mercado de bienes y servicios provoca una disminución en el PIB de ese euro y algo más. Tal y como hemos sufrido los tres últimos años en España.

Publicado por: hecmo | 10/01/13 en 10:17

 

Franky

Hecmo, estoy parcialmente de acuerdo contigo si miramos la parte sana de nuestro sector público. Yo me refería a la parte podrida y corrupta que sólo produce gastos y entorpece la labor de la parte sana y del sector privado. Por lo tanto no puedo estar de acuerdo en que los gastos no tengan buena parte de culpa en el déficit público. 
En cuanto a los ingresos, básicamente impuestos, el problema es que los únicos que los pagan sin escapatoria son los que dependen de una nómina. Las grandes empresas y las grandes fortunas tienen infinidad de trucos para pagar mucho menos de lo que debieran, lo cual hace que los paganos con menores rentas estén gravados muy por encima de lo en justicia deberían.

Con respecto al efecto desmultiplicador, decimos lo mismo. En 2012 se han eliminado 230.000 empleados públicos y también un gran volumen de gasto superfluo lo cual ha generado un descenso del PIB, y esto se va a repetir en 2013. No debemos rasgarnos las vestiduras por este dato ficticio pues la realidad es que la producción de bienes y servicios no se ha visto perjudicada en igual medida, como lo demuestra el hecho de que hemos pasado de un déficit por cuenta corriente de €100.000 millones, hace un par de años, al equilibrio actual. 
Lo que estamos haciendo es soltar grasa tóxica lo cual es doloroso pero tendrá su recompensa futura. 

Publicado por: Franky | 11/01/13 en 13:49

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: