holanda y venecia

virginiawoolf

Holanda junto con Venecia fueron los primeros países de Europa que se hicieron ricos, representaban el modelo ciudad-Estado, todavía no se habían creado las naciones-Estado, eso vino después con Inglaterra, y estas conglomeraciones se formaron por intereses económicos estratégicos, hasta el punto que desde ahí yo creo que Holanda no ha superado todavía lo del hecho de seguir siendo una isla sola, una ciudad-Estado como lo que fue, en verdad. Todo es muy paradójico que en estas ciudades que no tenían nada de agricultura se hicieran tan ricas, y todo fue por el comercio, sí, pero no olvidemos, también y sobre todo en Holanda, por la gran innovación, palabra esta mágica. Hoy día la innovación de la tecnología es lo que ha llevado a la riqueza a los paises más ricos, por eso es tan importante, y gracias a ella es por lo que el propio comercio se ha podido extender tanto. Porque Holanda lo que hizo al innovar con la lupas ( e inventos de navegaciòn) lo que hizo fue comprarnos todo el oro a nosotros a precios muy bajos y ella venderlo en productos manufacturados hasta un mil por cien, así se hicieron ricos, como muchos judios, que habitaban. Lo cierto es que de los fondos de cohesión no les debemos nada, por eso, ni tampoco las vacas holandesas creo que se queden si su fondo de subvención si lo necesitaran, porque siempre el sector primario ha necesitado ayudas. Pero la cuestion es que nosotros con la fiebre del oro no nos industrializamos a tiempo, solo imitábamos a Florencia con la lana y creíamos que podíamos competir con ella, hasta que Inglaterra se ocupó tambien de quitarle el negocio de la lana a Florencia. Porque también nosotros se la vendíamos muy barato y ella si era necesario la destruía porque lo que quería era tener el monopolio de toda la lana. Entonces no creo que le debamos nada a nadie. Y en cuanto a si es un paraíso legal y fiscal, pues parece que sí, ellos pagaban impuestos por todo, hasta por tener marihuana en los locales, hasta la prostitución paga impuestos; en realidad es un país sui generis. “Alrededor de 1550 muchos economistas españoles comenzaron a percibir lo que estaba sucediendo en su país y elaboraron buenos análisis y sabios consejos. Como señala el historiador estadounidense Earl Hamilton, experto en la economía española durante aquel periodo: “La historia registra pocos ejemplos de un diagnóstico tan preciso de las dolencias de una sociedad por un grupo de filósofos morales ni de un menosprecio tan absoluto por parte de unos estadistas supuestamente sensatos”.” Esto escribe Eirk Reinert, economista noruego. “La idea fundamental aquí -que un producto acabado puede costar entre diez y cien veces el precio de las materias primas que se precisan para producirlo- volvió a aparecer recurrentemente durante siglos en la literatura europea sobre política económica. Entre la materia prima y el producto acabado hay un multiplicador: un proceso industrial que exige y crea conocimiento, mecanización, tecnología, división del trabajo, rendimientos crecientes y -sobre todo- empleo para las masas de subempleados y desempleados que siempre caracteriza a los países pobres.” Es decir, si hubiéramos aprendido la leccion que nos estaban dando en ese momento los holandeses perdimos en realidad nuestra oportunidad de oro. Podemos mirar con resentimiento a todos esos paraísos, no dejemos tampoco al Reino Unido, y sus trusts financieros, de lado. Lo único que podemos hacer entonces ¿es pedir transparencia en sus cuentas fiscales? “Una parte indispensable de ese proceso de desarrollo eran las instituciones que “alteran los precios” con respecto a lo que el mercado habría hecho abandonando a sus propias fuerzas: las patentes que creaban un monopolio temporal para nuevos inventos y los aranceles que distorsionaban los precios para los productos manufacturados y permitían que se establecieran nuevas tecnologías y nuevas industrias lejos del lugar donde fueron inventadas.” ” Se acepta la protección de la competencia imperfecta en los países ricos, pero no en los pobres, y esto es lo que hemos denominado “duplicidad de hipótesis” de la teoría económica: en casa se utilizan teorías diferentes a las que se permiten en el Tercer Mundo, siguiendo la vieja pauta colonial. El juego del poder económico siempre da lugar a la misma regla de oro: el que tiene el dinero es el que hace las reglas.”

Bueno, aprovecho para felicitar al Economista Observador, por este artículo y por su día (he estado mirando su carta astral).

Publicado por: virginiawoolf | 08/07/11 en 14:29

Luis

El gran público español, esto es, las familias españolas que soportan ver en la tele los bonus de los banqueros, las sociedades paralelas creadas para pagar menos a Hacienda, la que observa los desahucios, los recortes salariales, el empeoramiento de las condiciones sociolaborales, empieza a enterarse, caso mío, por ejemplo, que la pretendida construcción europea solidaria sí que adolece de grietas por las que mana abundante insolidaridad. Esto es, el devenir de la crisis fiscal y ahora, enterarse uno que hasta la simpática Holanda tiene su impuesto de sociedades más bajo que España.

Publicado por: Luis | 08/07/11 en 10:51

pedro

Cuanta razón tienes, amigo José Carlos, en lo que dices. Empezando por el nombre del país que mencionas como paraíso fiscal. Todo el mundo sabe que el auténtico nombre del país cuya capital es La Haya es Holanda, y no Países Bajos, como erróneamente se empeña en decir la Real Academia Española y el Gobierno Español. Hasta en las votaciones de Eurovisión se equivocan, diciendo siempre Países Bajos. Todo el mundo sabe que Holanda no es una pequeña región de Países Bajos. Todo el mundo sabe que a los habitantes de ese país se les llama holandeses y no neerlandeses, como se empecina la RAE. Y por supuesto el idioma es el holandés y no el neerlandés, y es evidente que el holandés no es un dialecto del neerlandés. Vamos, como si un periodista holandés (recordad, no neerlandés) se empeñara en llamar a España Cataluña, y a los habitantes de España catalanes, y dijera que el idioma oficial de España es el catalán. Si eso sucediera, personas como tú enseguida nos recordarían que eso sucede porque los holandeses (no los neerlandeses) son antieuropeos, ultraderechistas, y unos ignorantes como una casa. No como los españoles que somos el pueblo más culto del planeta, y que si estamos en esta mala situación económica actual es por culpa de la envidia de la antiespaña y de la conjuración mundial de banqueros comunistas judeomasones, aliados ahora con las agencias de calificación (también ellas mismas judeomasonas).

Nos dices, querido José Carlos, que Holanda (no Países Bajos y no vuelvo a repetirlo) es un paraíso fiscal. Un paraíso fiscal es un territorio que se caracteriza por aplicar un régimen tributario especialmente favorable a sus ciudadanos o empresas. Menos mal que me has hecho ver la luz, amigo José Carlos, porque viví allí un par de años y no me había enterado. Pero ahora lo tengo claro y se puede probar con datos. La presión fiscal (porcentaje del PIB que recauda el Estado a través de impuestos y contribuciones) en Países Bajos ascendió en el último año al 39%, subiendo desde un 38% cinco años antes. Evidentemente, esto es un paraíso fiscal. El Estado solo se queda 39 euros de cada 100 euros que produce el país cada año. Chollo. Solo hay que compararlo con la presión fiscal en España que en el último año fue del 31%, cayendo desde el 35% cinco años atrás. Un escándalo. Países Bajos se encuentra en niveles similares a Alemania, Francia o Noruega (otros conocidos paraísos fiscales) mientras que España se encuadra en el grupo de Lituania, Bulgaria o Rumanía (lo que podríamos denominar los guardianes de la ortodoxia fiscal europea).

Publicado por: pedro | 08/07/11 en 12:53

paco

basta ya de farsas en Europa y a Suiza forzarle a acabar con su nido de corruptos enocidas y dictadores que verás como quiere entrar en la UE en dos días.

Publicado por: paco | 08/07/11 en 12:53

pedro

Para comprobar hasta qué punto Países Bajos es un paraíso fiscal solo hay que comprobar los distintos impuestos que pagan: IVA 19%, frente a un 18% en España; tipo máximo del IRPF, 52% frente a un 42% en España; tasa corporativa media (impuestos sociedades y similares), 23%, frente a un 19,6% en España (el tipo oficial en España es del 25%-30%, pero con la cantidad de exenciones, deducciones y desgravaciones fiscales que hay, nadie lo paga ni por aproximación). Obviamente sin entrar en el fraude fiscal, es decir las personas que pagan menos impuestos de los que les corresponden, que en el caso de España es cuatro veces superior al neerlandés.

Para resumir, el Estado Español se queda con 8 euros menos que el neerlandés por cada 100 euros de producción nacional. Todos los impuestos son más bajos en España que en Países Bajos. El fraude fiscal en España cuadruplica al neerlandés. Conclusión: Países Bajos es un paraíso fiscal. España no. Punto.

Llegado a este punto, he de admitir mi profunda ignorancia sobre cómo es posible que una “armonización fiscal europea” haría caer la renta por habitante en Países Bajos “en 10 o 15 puntos porcentuales”. ¿Bajar los impuestos en los Países Bajos y subirlos en España sería malo para los neerlandeses y bueno para los españoles? Me imagino que hay que ser economista de Intermoney para entenderlo y no está al alcance de los simples mortales.

Pero lo que me ha gustado más de tu nota de hoy, querido José Carlos, es ese arranque de orgullo que veo en tu último párrafo “al menos si quieren antieeuropeista que sea con motivos”. Ese orgullo español que con tanto cariño recuerdan en los Países Bajos desde el gentil gobierno del gran Duque de Alba. Que buenos tiempos aquellos. Lastima que por culpa de la conjura antiespañola nos tengamos que conformar con pedir una armonización fiscal, con lo vistoso que sería la vuelta de los Tercios y el restablecimiento del Tribunal de Tumultos y su “haeretici frexentur templa, boni nihil fecerunt contra; ergo debent omnes patibulari”. Alguien podría pensar que todo esto suena un pelín injusto, teniendo en cuenta que Países Bajos fue el segundo mayor contribuidor per capita a aquellos fondos estructurales y de cohesión que ayudaron a muchas regiones españolas a salir del subdesarrollo más abyecto y modernizaron nuestro país. Pero al fin y al cabo, ¿qué agradecimiento les debemos a los holandeses (o eran neerlandeses)?

PD: Por si acaso quieres hacer algún comentario, amigo José Carlos, sobre las estructuras “offshore” corporativas neerlandesas, te comento que he trabajado durante varios años en el negocio, y conozco muy bien cómo en los últimos años esas estructuras offshore se han ido desmantelando en favor de las españoles (las famosas ETVE) que son, en palabras de un inspector de hacienda español, el “mayor paraíso fiscal del planeta”. ¿Metemos a las ETVE en la amortización fiscal europea que pides?

Publicado por: pedro | 08/07/11 en 12:54

faras

Estimado bloguero, felicitaciones en su cumpleaños, le deseo una vida constructiva y que dé lo mejor de sí mismo.
Los mercados no es que estén tensionados, es que están al borde del esparabán. Llevamos meses en un sinvivir continuo y estamos todos muy cansados, estresados. Me da algo de miedo comprobar todos los días cómo cada día más institucionales están arrojando la toalla de la esperanza. En nuestro caso, el problema es el que algunas veces algunos le hemos venido recordando; que ya no dependemos de nosotros mismos sino de acontecimientos ajenos, un poco como esos equipos que al borde del descenso dependen también de los resultados de otros. Hoy está perdiendo en casa Italia y lleva una muy mala racha.

Holanda es un país estupendo ( su sistema de Seguridad Social y de previsión social es absolutamente modélico) y ya el forero Pedro, que creo que es pariente de Sir Francis Drake, le ha contestado con unos comentarios que casi suscribo íntegramente ( no por supuesto otros donde me parece que le ataca ad hominem por las supuestas vinculaciones políticas de su Casa) El problema de la armonización fiscal no es blanco o negro, como siempre. Una cierta homogeneización está bien ( digamos que se mantenga una presión fiscal equivalente) pero no la uniformidad estalinista o francofílica. Existe además la vertiente de la responsabilidad; si Vd, como buen gestor de la cosa pública que es, se pemite dar los servicios que le demanda su ciudadanía con una estructura impositiva baja, estupendo, puede tenerlos más bajos. Pero luego, si cambia el ciclo, NO PIDA SOPITAS.

Publicado por: faras | 08/07/11 en 16:16

Este es el artículo del Economista Observador:

A pesar de la buena subasta de ayer del Tesoro, en momentos de máxima tensión el Tesoro captó 3.000 millones en bonos a 3 y 5 años a tipos inferiores del 5%, y de que el BCE acepté deuda portuguesa al descuento, ninguneando a las agencias de rating, el diferencial de nuestra querida España se relajó pero sigue próximo a 270 pb, por lo que la tensión sigue muy elevada en el mercado. El diferencial con Italia ha caído hasta 40 pb su nivel más bajo del último año por lo que en estos momentos podemos decir que toda la variación de nuestra prima de riesgo en el último mes se debe exclusivamente al efecto contagio de Grecia y ahora de Portugal.

Los líderes europeos siguen ayudando y ayer el ministro de finanzas holandés soltó una nueva perla diciendo que “el canje de bonos griegos voluntario no es realista”. En estos momentos Holanda es el país que más problemas está poniendo en los Ecofin y en las Cumbres de Jefes de Estado para llegar a acuerdos. Alemania está gestionando fatal la crisis y tensa demasiado la situación pero al final Merkel ha acabado apoyando todos los planes y en toda momento mantiene un relato de apoyo al euro aunque luego sus decisiones no sean muy coherentes. El partido liberal gobierna en Holanda con el apoyo de la ultraderecha y son en estos momentos el país con mayor sentimiento antieuropeo de los 27 por encima incluso de Finlandia.

Es curioso que un país que es paraíso fiscal legal y que recauda buena parte de los impuestos de las empresas europeas y financia con ellos su estado del bienestar sea antieuropeista. No se puede desaprovechar una crisis y además de resolver la tragedia griega ha llegado el momento de armonizar el impuesto de sociedades europeo para evitar la deslocalización fiscal. Si eso sucede la renta por habitante de los holandeses caerá 10 o 15 puntos porcentuales y al menos si quieren antieeuropeista que sea con motivos.

@josecdiez

José C. Díez

@ Pedro ya que ha sestudiado tanto el tema me explicas por qué en 2010 Holanda siguió siendo el pirncipal país inversor en nuestra querida España. Te adjunto el link del informe, como podrás comprobar no hace falta vivir allí se contabilizan todas las transacciones exteriores y es información npública.
http://www.investinspain.org/icex/cma/contentTypes/common/records/viewDocument/0,,,00.bin?doc=4468178
si lees de nuevo con atención he dicho que Holanda es un paraiso fiscal para los corporaciones europeas y ahora ñado para aclarar aún más no residentes. no he dicho que los holandeses no paguen impuestos

Publicado por: José C. Díez | 08/07/11 en 23:59

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: