no se cuestionará el sistema en las recesiones

Muchos economistas subestiman el estudio de las recesiones, concentrándose en el progreso tecnológico y en el crecimiento a largo plazo. Krugman considera que esos temas son importantes, pero que, citando a Keynes, a largo plazo todos estaremos muertos. Mientras tanto, los países salen de una crisis para entrar a otra. Háblese de México, Tailandia, Malasia, Indonesia, Brasil, etc. Todas estas economías han caído en recesiones que terminan con el progreso alcanzado en periodos anteriores. Lo más importante a discutir es como aumentar la demanda para aprovechar la capacidad productiva existente, puesto que la época de recesiones ha vuelto. Las próximas crisis pueden surgir en China, Europa, Norteamérica, Argentina, Turquía, etc. No se pueden tener condiciones de libre mercado donde la demanda es insuficiente. Se trata de aplicar medidas que tiendan al pleno empleo y que no se restrinjan por el factor confianza. Si se quiere atender problemas de rezago y pobreza se tiene que analizar a fondo el carácter

de las crisis.

Hay todavía expertos que no aceptan las deficiencias del sistema. Argumentan que las crisis se han debido a problemas de corrupción, negligencia, altos déficits presupuestales, etc. Aun cuando las economías hayan seguido al pie de la letra la ortodoxia y de todas maneras hayan caído en crisis, se detectan errores. Seguramente, la próxima recesión en Norteamérica la explicarán los expertos mencionando el alto déficit comercial o el excesivo precio de los stocks. Se encontrarán razones para justificar la tragedia, pero no se cuestionará al sistema.

~

Y en China con el comunismo han pasado ahora a ser la primera potencia mundial económica dentro de muy poco. Y si lo hemos consentido es porque realmente trabajan con muy poco salario y porque los que se benefician son lo que están en la distribucion final de la cadena adonde llegan los productos.

    China tendrá que dar la campanada. Bastará con que el dragón asiático reduzca su crecimiento al 7% anual el próximo año para que el precio del petróleo caiga por debajo de 100 dólares/barril y de un ligero respiro a la inflación mundial, a los tipos de interés de largo plazo y al deprimido consumo privado de los países desarrollados. Si este escenario se confirma, el BCE dejaría de subir tipos y comenzaríamos a hablar de la posibilidad de bajadas. No obstante, si el escenario no se confirma, el precio del petróleo puede continuar su escalada, por lo que es deseable que el BCE sea prudente.


Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: