me enlaza, me muevo sobre nubes

Virginia dice:

“Cuando la tormenta cruza el tremedal y pasa sobre mí, tendida en el hoyo, donde nadie me ve, no necesito palabras. Nada claro necesito. Nada que surja ya hecho, con todos sus pies, para aposentarse en el suelo.”

Y esto lo dice Jose Luis Sampedro:

” Me enlaza; me muevo sobre nubes, atenta a no defraudarle. Asombro, ilusión, entusiasmo, vértigo. Su brazo en mi cintura, su mano asiendo la mía, me guían. Su cuerpo me toca y se aleja, su calor me traspasa, su aliento en mi cuello, su mejilla incendia l mía, su muslo abre mis piernas, me arrebata la embriaguez… Su muslo entre mis piernas ¿será verdad?…”

Hoy llevo así toda la tarde, en un torrente, como un río. Los miembros se me desataban de estremecerme. El amor y la carne estaban al margen de todo lo demás, tiene como su vida propia, es lo que quiero que entiendas. Tiene su propio lenguaje, y lo tenemos que abrir aunque nos cueste.

Y nada es blandenguería ni de ficticio. La libre postulacion radical será nuestra razón de ser. Alumbrar esa luz que es como una roca floreciente de un río en ti.

No perturbando, sino relajándonos, piensa que todo es deseo y llegar a ti desde lejos.

~

La cuestión es que el amor es otra cosa, y no sabemos verlo, pero no es lo que el desgraciado de Proust, esnob, buscaba en esos salones, eso sí, aunque dice que el amor si acaso se parece más a una conversación amorosa, pero no es la frivolidad o esa gente que no se aguanta, que sólo habla de si a este le gusta esta o a esta le gusta este, y esas frivolidades, que son tambien tan comunes hoy día, todo eso de ficticio, de blandenguerías, eso no es el amor.

Eso lo dicen todos los grandes autores, el amor está al margen de todo eso, al margen de todo.

Al amor y la carne le trae sin cuidado la falta de elegancia, la gente cominera, educada o ficticia. Esto lo he comprobado suficientementes veces. Pero estos grandes autores saben sacarlo a la luz.

El amor y la carne están al margen de cualquier idioma que no sea el suyo, de cualquier reverencia. Eso es lo que te quería decir.
~

Lo que sí me gustaría decir es que hay esos hilos de encantamiento. Que Saramago los traza o sabe trazar en sus novelas, a diferencia de Proust o de Goethe, que son más fatalistas o realistas.

Pero es que hay un momento en que Saramago nos hace presente de ello, en que aunque todo el mundo lo que intenta es hacerte la vida imposible o ponerte tropiezos para esquivarlos, y en que lo cierto es que mágicamente todo conspira o confabula y es lo que realmente está sucediendo pero no contra nosotros, aunque eso parezca, sino a nuestro favor, a pesar de las penas, de las injurias.

Son los demás en realidad los que se han puesto de acuerdo en conspirar contra nosotros pero hay también como un hilo mágico que nos sostiene y nos va definiendo y hace que nos unamos y que avancemos sin importarnos los demás, a favor nuestro y también casi inconscientemente del amor, bien entendido.

Y es que lo que dice Saramago, esto también lo dice con otras palabras Paulo Coelho en su libro El alquimista y otros. El dice que hay un momento en la vida en que es muy bueno tener un gran sueño, porque al final todo conspira a favor de ese sueño, tal vez cuando menos te lo esperas, llega ese momento, y hay que estar alerta.

Y todos están conspirando contra nosotros, incluido los seres queridos, los amigos, no sabemos cómo hacer.

En realidad es porque se confunde el amor con el deseo, como siempre pasa, pero es otro lenguaje el hilo conductor que nos comunica, el amor y la carne, es su propio lenguaje, más allá de las etiquetas del tiempo o del momento y más allá de la cursilería o la educación.

Estos autores grandes se dan cuenta de que es así, y yo me lo creo, creo que hay que seguirlos. Y en Saramago, no solo hay alguien que conspira, también hay alguien que se entrega por nosotros, que eso es lo que hace mas doloroso el amor, que se sacrifica, casi siempre un padre o una madre. Y de ahí surge la idea de amor. O un abuelo o una abuela, también puede ser.

~

A veces ocurre que la mirada y el roce de la piel resultan mucho más elocuentes que las formas admitidas de relacionarnos socialmente. Dicen los científicos que la forma más expeditiva de sellar el amor es mirándose a los ojos, como ilustra el relato de Magdalena:

Nos conocimos. Yo estaba sentada en el comedor de casa, absorta corrigiendo las pruebas de un libro. Llegaste de improviso y nos saludamos. Dicen que solo un 10 por ciento de la población experimenta el flechazo. Nos pasó a nosotros. Te sentaste a mi lado y aunque yo sólo hablaba con tu compañero, de vez en cuando te miraba. Me inundaba la luz de tus ojos. En mi cabeza empezó a bailar una frase que acallaba el ruido de nuestras palabras: “Si alargo la mano, le toco el alma”. Fue un momento muy hermoso. Duró apenas algunos minutos, pero se ha instalado en mi memoria como algo fuera del tiempo, misterioso. Allí se ha congelado tu mirada sobre mí. La rescato cuando la necesito. Me da vida, me da amor. Me ayuda a estar sin ti, porque a pesar de la lejanía tú sigues allí, con el alma y el corazón abiertos de par en par para que yo pueda perderme en ellos.

~

El flow (fluir), es el concepto acuñado por el psicólogo Mihalyi Csikszentmihalyi, que describe el estado de una persona que está absorta en una actividad que le produce una gran satisfacción, perdiendo así el sentido del tiempo y de cualquier estímulo externo. El flow es una vivencia intensa, pero controlable y no dolorosa. Este investigador asegura que es difícil que podamos ser felices sin alcanzar experiencias de flow, pero que estos estados de satisfacción profunda son relativamente sencillos de conseguir si elegimos objetivos claros y acordes con nuestras capacidades personales, que tengan cabida en nuestra vida cotidiana.
~

Gracias preciosa:

Asi no hay manera de que se me pase el encantamiento que me has lanzado: solo te vas de la cabeza cuando mi niña me reclama, que por otra parte es casi continuo.

Mil besos y un achuchón.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: